Tratamiento Usana – Relación costo beneficio

por | 3 octubre, 2018

Cuando una persona me pregunta sobre el costo de un tratamiento Usana, frecuentemente mis clientes me comentan que se les hace caro.

Tratamiento Usana - Relación costo beneficioSin embargo cuando se toman en consideración otros factores de repente su opinión cambia drásticamente.

Se trata básicamente del tema de:

  • Todo aquello que una persona ahorra al invertir en salud preventiva.
  • Las grandes diferencias de calidad.

Todos sabemos que:

Contraer una enfermedad crónico degenerativa es costoso, muy peligroso y complicado en términos de estrés, tiempo y esfuerzo.

El 95% de las marcas de suplementos nutricionales que se encuentran disponibles en farmacias y supermercados son de baja o mediana calidad.

Qué marca de suplementos es mejor.

Así que cuando les recuerdo estos dos puntos y les muestro la evidencia de ello es suficiente.

La mayoría caen en cuenta que efectivamente la salud es lo más valioso.

Que estos productos son los mejores del mercado y que vale la pena invertir dinero en mantener y/o recuperar la salud.

Antes de pensar que un tratamiento Usana es caro

Miles (por no decir millones) de pólizas de seguro cubren gastos médicos mayores.

A mí me agrada la idea de contar con ese respaldo, sin embargo…

Tener una póliza de gastos médicos es una inversión que quizá nunca utilizará.

Y si la utiliza es porque usted o algún miembro de su familia es hospitalizado…

¿Quién desea “aprovechar” su póliza de gastos médicos?

Nadie quiere tener problemas de salud.

Tomar suplementos de alta calidad de forma preventiva reduce mucho la posibilidad de enfermarse.

Este factor por sí mismo es suficiente para ahorrar.

Considere el costo de los honorarios del doctor…

Además estudios de laboratorio, surtido de recetas y el tiempo para realizar todas las anteriores.

Para una alta proporción de gente éste último punto (el factor tiempo) es suficiente para que un tratamiento Usana sea barato.

¿Por qué?

Uno de los costos que pocas veces tomamos en consideración es el costo de oportunidad.

Lo que usted deja de ganar o deja de hacer por el hecho de “tener que acudir al doctor”.

Piense en la comodidad y la tranquilidad que tendrá usted y su familia al mantener a raya tanto a la inflamación crónica como al estrés oxidativo.

Ayúdate que yo te ayudaré… contáctame ahora mismo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.